Estofado de carne o como lo llamamos en casa Guisado!!!!

20 mar. 2015



Buenos días!!!

Hoy empezamos el día con una receta que esta buenísima! Es una de mis comidas favoritas, y aunque es un poco laboriosa, merece la pena probarla. Yo la hago desde hace ya unos cuantos años (esta receta es del recetario de toda la vida de la familia), pero el que le tiene cogido el punto últimamente es mi padre... Yo creo que le echa algo mas que no cuenta o algo así. O los años de experiencia haciéndolo, no se. El caso es que cuando lo hace él, me parece que esta más rico que cuando lo hago yo (también dicen que debe ser porque cuando vas a mesa puesta todo te sabe glorioso!!)
La cosa es que este plato esta de remojar pan en salsa.
¿Queréis ver como se hace? Vamos a allá!



Ingredientes:


Una vaso de vino de cocina (yo siempre utilizo moscatel, le da un toque dulce que esta de rechupete)
Una cebolla
400 gramos de carne de ternera
2 o 3 patatas
4  zanahorias
2 alcachofas (cuando no es temporada, nosotros o no les echamos o las echamos congeladas)
1 pastilla de caldo
un poco de perejil
3 - 4 ajos pelados y enteros
2 hojas de laurel
Aceite de oliva
Sal
Agua

Manos a la masa:

Lo primero que debemos hacer es pelar las zanahorias y cortarlas en rodajas finas. Pelar la cebolla y dejarla entera, sin partir, Coger los dientes de ajo y pelarlos también. No se parten. Si nos han cortado trozos muy grandes de la carne, cortarlos mas pequeños aun. No que sean microscópicos, pero imagina que el bocado perfecto de este guiso es comer un trozo de carne un poco de zanahoria y un cachito de patata todo junto en la boca para que se mezclen los sabores. Así que si dejas la carne en cachos grandes... o eres un boca-buzón o no te va a entrar todo en la boca....tragón!
las patatas también hay que partirlas, como si fuera para hacer patatas bravas. Es decir cortas la patata en rodajas bastante gordas y a partir de ahí vas haciendo los trozos mas pequeños.


Cuando lo tengas todo partido, echa un buen chorro de aceite en la olla (esta recetas se hace en la olla, no en sartén, ni cazuela, ni nada) y cuando este caliente echamos la carne.



Mi padre dice que cuando echas la carne en la olla, antes de eso hay que echarle la sal a la carne. Para gustos los colores, y como lo que dice mi padre va a misa porque le sale esta receta de muerte... aquí seguimos las instrucciones al pie de la letra!


Cuando la carne este un poco doradita, ya podemos considerar que esta hecha. Y le incorporamos mas ingredientes.


Los ingredientes que incorporaremos ahora serán los que se ven en este plato de la foto: La zanahoria, los ajos, la cebolla y el laurel.


Lo sofreiremos un ratito, unas cuantas vueltas...que si no se pega! Y pegao no sabe igual eh?



Después de marearlo un poco, echaremos un puñadito de perejil y moveremos bien.



Mientras vamos preparando las alcachofas: hay que quitarles unas cuantas hojitas de las que están por fuera. Y las partís por la mitad a lo largo como muestra la foto. Y yo, particularmente, les quito el "corazón" (mala mujer!!! jajaja) y también les corto el tallo, pero no dejándole a ras de la alcachofa, que tenga un poquito de tallo.



Los tronquitos de las alcachofas van a parte, también los limpio. Mirar la diferencia en esta foto: uno limpio y otro a "lo salvaje". Lo único que hago es "pelarlo". En mi casa por las alcachofas hay navajazos, pero por los tronquitos.... jajajaja Menos mal que no tenemos bombas nucleares a mano. Estamos convencidos de que la tercera guerra mundial, que sera atómica, sera por una alcachofa del guisado.


Cuando notemos que en la olla, las zanahorias ya empiezan a estar "blanditas" echamos las alcachofas. 



También echaremos la pastilla de doble de caldo o de caldo de carne. Removemos un par de veces durante un par de minutos todo junto.


No veáis como huele por aquí.... babeo...

Después de un par de minutillos, echaremos un vaso de moscatel y echaremos agua hasta que cubra todos los ingredientes. También echaremos sal (os aconsejo probarlo, porque si queda soso... luego el sabor no es lo mismo aunque le eches sal después, y si le habéis echado demasiada sal... ¡Un par de huevos fritos que os parece? jajaja)



Bueno, pues aquí como cada olla es un mundo... Yo os cuento como lo hace la mía. Una vez echada el agua y cuando empiece a cocer todo, cierro la olla, lo pongo en posición cocina "1". Y lo dejo 15 minutos. Leeros las instrucciones de vuestra olla, que seguro os pondrá una tabla de tiempos para cada alimento.


Mientras se va haciendo la olla con el guisado. Pelaremos y partiremos las patatas como esta indicado arriba (si es que no lo habéis echo antes).


Un poquito de sal y a la sartén. Y las freiremos (como si fueran para patatas bravas)




Cuando la olla termine, la abrís y vais echando las patatas fritas en la olla con todo lo demás (para que se empapen un poquito y cojan un poco el sabor). Lo movéis un poco para que se junte bien las patata con el resto de los ingredientes y ya esta listo para servir.




No me digáis que no tiene buena pinta.... Es un plato bastante sano y muy rico. Esto pasa como con todos los guisos que tienen muchos sabores, que recién hecho esta bueno, pero mañana.... no te puedes imaginar. Es una de mis comidas favoritas... y aunque sea de taper al día siguiente... es que yo creo que gana y todo!!

ADVERTENCIA: para disfrutar completamente de esta receta es necesario comerla con pan. Porque el caldito mojado con pan... la ambrosía? Seguro que no esta tan buena!






Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...